fbpx
Windy

Windy, La Escultura Cinética de Meriem Bennani

WINDY, LA ESCULTURA CINÉTICA DE MERIEM BENNANI, SE INAUGURA HOY EN EL PARQUE HIGH LINE DE NUEVA YORK, DENTRO DEL PROGRAMA DE ENCARGOS
DE HIGH LINE ART 2022-2023
.

Fruto de un encargo conjunto de High Line Art y Audemars Piguet Contemporary, Windy puede visitarse desde el 23 de junio de 2022 hasta mayo de 2023.

Nueva York, 22 de junio de 2022 – La primera escultura pública de la artista Meriem Bennani, Windy (2022), inaugurada hoy en el parque High Line, da el pistoletazo de salida a la temporada estival del programa de High Line Art. En un encargo conjunto de High Line Art y Audemars Piguet Contemporary, la escultura Windy estará instalada en High Line, en la calle 24 de Nueva York, hasta mayo de 2023. El proyecto de Bennani es la primera escultura pública encargada y comisariada de forma colaborativa por High Line Art y Audemars Piguet Contemporary. Los equipos de comisariado de High Line Art y Audemars Piguet Contemporary están trabajando codo con codo junto a Bennani y el equipo de fabricantes expertos de High Line Art para dar forma a este ambicioso proyecto.

Windy de Meriem Bennani, comisariada por High Line Art y Audemars Piguet Contemporary. © Imagen cortesía del artista, High Line y Audemars Piguet.

Windy presenta una nueva dirección de la actividad de Bennani. La obra plasma su dominio del vídeo y la animación en una escultura cinética en 3D que alude al movimiento representado en su videografía.

Frente a la escultura estática tradicional, Windy presenta un tornado motorizado que rotará a diferentes velocidades a lo largo de un año. La escultura, de solo 2,7 m de altura, consta de unos 200 discos de espuma apilados. Unos motores de bicicleta eléctrica forman la columna vertebral que conecta las distintas capas de espuma de la escultura. Puesto que cada uno de los motores ha sido programado de una forma específica por la artista, todas las secciones giran a diferentes velocidades y secuencias, lo que da lugar a bucles únicos que no llegan a repetirse nunca. En este sentido, Windy refleja la actividad videográfica de Bennani: las secuencias de tiempo de una instalación de vídeo multicanal donde cada una de las pantallas sigue un bucle propio y desincronizado.

El diseño de Windy está pensado para resistir la climatología de las cuatro estaciones en la ciudad de Nueva York. Los discos de espuma ligera, hermética y resistente a los rayos UV permiten a la escultura girar en condiciones de sol y lluvia. La espuma se ha gestionado y cortado meticulosamente para evitar un exceso de residuos durante el proceso de fabricación.

Nacida en Marruecos y asentada en Nueva York, Bennani es conocida principalmente por sus vídeos que narran historias en torno a la conducta humana y nuestra experiencia tanto presencial como en línea. En su trabajo, se mezclan las referencias a programas de telerrealidad, cómics, documentales y redes sociales, con frecuencia con un toque de humor absurdo. 2 Lizards (2020), la última serie de vídeos producida por la artista al inicio de la COVID-19 junto con la cineasta Orian Barki, se hizo viral de inmediato al capturar de forma conmovedora la experiencia de la cuarentena y el aislamiento en el pico de la pandemia.

Windy posee un carácter más abstracto que las creaciones de Bennani anteriores. El encargo ha permitido a Bennani explorar una nueva dirección de su actividad, además de nutrirse de distintas fuentes de inspiración. El movimiento frenético de la escultura captura la experiencia de recorrer las calles abarrotadas de Nueva York y la frecuencia del movimiento en High Line, uno de los parques públicos más visitados de la ciudad. Mientras la metrópolis sigue recuperando el pulso tras los confinamientos de la pandemia, Windy es una conmovedora muestra visual del frenesí y la energía embriagadora de Nueva York.

La colaboración entre High Line Art y Audemars Piguet Contemporary pone de relieve la misión paralela de ambos programas: invitar a un artista a crear una nueva pieza artística por encargo que le permita experimentar y amplificar su obra a una nueva dimensión. Mediante una colaboración artística significativa y sostenida, High Line Art y Audemars Piguet Contemporary ofrecen a los artistas la oportunidad de crear una nueva pieza que de otro modo no podría hacerse realidad. Todas las obras encargadas por High Line Art y Audemars Piguet Contemporary respectivamente pertenecen a los artistas.