fbpx

Mille Miglia Classic Chronograph Raticosa

“La carrera 1000 Miglia se gana en el paso de la Raticosa”. Con estas palabras Enzo Ferrari evocaba una de las etapas más espectaculares de la famosa carrera italiana, que además es uno de los lugares más divertidos de conducir de toda la península italiana. Junto al paso de la Futa, es uno de los únicos tramos que todavía se pueden recorrer como se hacía en 1955. Ahora Chopard presenta el nuevo reloj Mille Miglia Classic Chronograph Raticosa en homenaje a este puerto mítico. Editado en dos series de 500 ejemplares, está dotado de una esfera de color negro o blanco roto barnizado y posee un fondo abierto que ofrece una visibilidad completa del movimiento automático certificado cronómetro. Este cronógrafo es el reflejo de la larga asociación que une a Chopard y a la 1000 Miglia: una alianza basada en la pasión por los automóviles clásicos y en el apoyo permanente a los deportes mecánicos.